Quantcast

Brainstorming: significado y ejemplos prácticos

Brainstorming

El brainstorming, o “lluvia de ideas”, es una técnica que pretende ayudar a las personas en la búsqueda de soluciones creativas a diferentes tipos de problemas .

Basados ​​en el principio de que “dos cabezas piensan mejor que una”, las reuniones de lluvia de ideas en el entorno corporativo exploran toda la capacidad creativa e intelectual de los empleados. Así juntos pueden encontrar una respuesta a una pregunta dada.

Aquí tienes 4 ejemplos prácticos de lluvia de ideas para que te inspires a la hora de realizar este tipo de reuniones en tu empresa.

📝 Contenido del Artículo
  1. Reglas principales del Brainstorming
  2. 4 ejemplos prácticos de Brainstorming
    1. 1- Call center en empresa relacionada con el sector salud
    2. 2- Entrega de productos de comercio electrónico
    3. 3- Vender más que la competencia
    4. 4- Atraer más clientes

Reglas principales del Brainstorming

Antes de comenzar nuestra lista de ejemplos de Brainstorming en las empresas, vale la pena mencionar cuáles son las principales reglas a seguir en un “brainstorming”.

Según Alex Osborn, ejecutivo de publicidad responsable de desarrollar esta técnica en 1941, era común que la creatividad estuviera fuertemente reprimida dentro de las empresas.

Esto se debe a que los involucrados en el proceso creativo fueron escépticos y críticos con las ideas innovadoras. Y, de esta manera, inhibieron sugerencias que podrían ser muy útiles.

Así que Osborn creó algunas reglas. El objetivo era superar estas limitaciones y potenciar las capacidades creativas de los equipos.

Vamos a ver:

  • Está prohibido criticar o juzgar las ideas presentadas.
  • Las ideas audaces, innovadoras y listas para usar son muy bienvenidas.
  • Mantenga el foco en la cantidad de ideas generadas (cuantas más, mejor).
  • Construir ideas a partir de otras ideas (mejora).
  • Definir los problemas a resolver de manera clara y objetiva.

Ahora que hemos recordado las reglas principales para una buena lluvia de ideas, podemos continuar con nuestros ejemplos prácticos de Brainstorming.

4 ejemplos prácticos de Brainstorming

4 ejemplos prácticos de Brainstorming

1- Call center en empresa relacionada con el sector salud

En nuestro primer ejemplo de Brainstorming en una empresa, tenemos la siguiente situación:

  • El 25% de todas las llamadas que recibe una empresa prestadora de servicios de salud quedan sin respuesta.

El problema, entonces, es:

  • ¿Qué puedo hacer para reducir este porcentaje?

Con los equipos juntos, es posible hacer las preguntas apropiadas:

  • ¿A qué hora del día se pierden más llamadas?
  • ¿Por qué la mayoría de las llamadas perdidas se concentran en este período?
  • ¿Los equipos de atención están distribuidos correcta y proporcionalmente de acuerdo al volumen de flujo de llamadas en cada período?
  • ¿Los profesionales de servicio están debidamente capacitados para realizar esta función?

A partir de las respuestas a esta y otras preguntas, será posible identificar posibles fallas. Y, de esta forma, generar ideas para afrontarlas y hacer las correcciones necesarias.

2- Entrega de productos de comercio electrónico

Continuando con nuestros ejemplos de lluvia de ideas en las empresas, veamos la siguiente situación:

  • Una empresa de comercio electrónico no puede entregar todos los pedidos realizados en el sitio dentro del plazo estipulado.

Para resolver este problema, preguntas como:

  • En promedio, ¿cuánto tiempo se retrasan las entregas?
  • ¿Cómo es el proceso de comunicación entre la compra realizada y el sector que debe realizar la entrega?
  • ¿Cuál es el volumen actual de la flota responsable de cubrir todos los pedidos?

La lluvia de ideas vendrá cuando el grupo comience a responder estas preguntas. Si, por ejemplo, se identifica que la flota que realiza las entregas está por debajo de lo que se necesita, puede sugerir como ideas:

  • Aumentar la flota;
  • Invierta en asociaciones con empresas de entrega subcontratadas;
  • Automatizar ciertos procesos para optimizar la entrega;
  • Etc.

3- Vender más que la competencia

En nuestro tercer ejemplo de lluvia de ideas en una empresa, la situación a afrontar es la siguiente:

  • El mismo producto que vende su empresa lo vende más el competidor.

Preguntas para estimular la generación de ideas:

  • ¿Cuáles son las estrategias de marketing de la competencia?
  • ¿Qué estrategias se pueden adoptar para aumentar las ventas? (servicio, marketing, posventa, etc.).
  • ¿Cómo crear diferenciación de productos y atraer la atención del público?
  • ¿Cómo se puede mejorar la experiencia del cliente con la marca?

4- Atraer más clientes

El cuarto y último elemento de nuestra lista de ejemplos prácticos de intercambio de ideas trata sobre algo que las empresas siempre buscan: atraer a más clientes.

El problema en cuestión es:

  • ¿Cómo atraer más clientes?

Con este punto de partida, se pueden poner varias ideas sobre la mesa, como por ejemplo:

  • Lanzar nuevos productos;
  • Ofrecer la posibilidad de realizar pagos con tarjeta de crédito;
  • Hacer promociones;
  • Campañas de fidelización;
  • publicidad local;
  • Marketing digital;
  • Posibilidad de comprar online con envío a domicilio.

Estos fueron nuestros 4 ejemplos prácticos de lluvia de ideas. ¿Qué tal utilizar esta técnica en tu empresa? Así, obtendrás ideas creativas e innovadoras para solucionar los problemas de tu negocio.

¿Te ha resultado útil este post?
Te puede interesar:  Constancia Laboral: significado y ejemplos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Subir